Mayo de 1959 EL EJÉRCITO REBELDE Y LA DEFENSA DEL PAÍS

Por Dr. C. Eugenio Suárez Pérez y Lic. Acela Caner Román

Hoy por primera vez en Cuba, por primera vez en América, el pueblo entero organizado ha desfilado con sus Fuerzas Armadas

El Primero de Mayo, mientras Fidel se encuentra en Buenos Aires, en La Habana, en la Plaza Cívica —hoy de la Revolución— hicieron uso de la palabra Manuel Urrutia Lleó, presidente de la república y el comandante Raúl Castro. El desfile se inicia al filo de las 11:00 de la mañana y termina en la madrugada del día 2. Jamás un acto de esta naturaleza ha durado tanto tiempo en Cuba. En Santiago de Cuba los festejos por el Día Internacional de los Trabajadores los preside el comandante Ernesto Che Guevara, quien en su intervención valora la importancia del acto para la unidad de la Revolución.
Compañeros, lo primero que siento desde mi más profunda fe revolucionaria, la primera afirmación que tenemos que decir es que hoy por primera vez en Cuba, por primera vez en América, el pueblo entero organizado ha desfilado con sus Fuerzas Armadas. Los fusiles de las Fuerzas Armadas eran también los fusiles de los estudiantes, los fusiles de los obreros, los fusiles de los campesinos. Por primera vez un pueblo entero demostraba su decisión inquebrantable de defender la Revolución contra enemigo interno o externo. Por primera vez en el cielo de Cuba se veía a la Marina, a la Policía y al Ejército estrechar sus manos a las manos del pueblo y todos juntos y todos armados hacían esta magnífica demostración de solidaridad. […]
Esta es nuestra Revolución, es Revolución de todos. Este Primero de Mayo será el que dará inicio a todos los primeros de mayo que se sucederán en los que las Fuerzas Armadas del ejército y las Fuerzas Armadas del pueblo, desfilarán codo con codo como lo han hecho hoy por primera vez en la historia de la patria cubana.
Milicias y Ejército Rebelde: vanguardia armada de la Revolución.
A las 08:00 de la noche del domingo 3, en Bejucal, presidido por el comandante Ernesto Che Guevara se efectúa un acto organizado por las Milicias Obreras y Populares del lugar. Asistieron e hicieron uso de la palabra, el presidente de la Unión General de Estudiantes Argelinos, Messaoud Ait Chaalal, el vicepresidente de la Escuela de Derecho de la Universidad de México, Juan Manuel Allier Romano, el jefe del Escuadrón 54 del Ejército Rebelde, capitán Gerardo Nogueras y el presidente del Instituto Cubano del Cine Alfredo Guevara. En el resumen, el comandante Che Guevara expresó: “Las milicias obreras y populares serán, junto con el Ejército Rebelde, la vanguardia armada de la Revolución”.

Esa es la calidad de nuestros combatientes revolucionarios
El 8 de mayo, a su regreso a Cuba, durante el recibimiento del pueblo, Fidel enfatiza en las virtudes del Ejército Rebelde y las Fuerzas Armadas Revolucionarias:
Nunca, ningún ejército del mundo fue más generoso en la guerra, nunca ningún ejército del mundo fue más ordenado y respetuoso en la victoria, nunca un ejército del mundo aceptó renunciar a sus haberes durante dos meses, a pesar de que ninguno cobró un centavo por los servicios que prestó en la guerra. No le hicieron reclamos a la república por los servicios prestados, no le cobraron nada al pueblo por los sacrificios que hicieron. Y aquí, si alguien tiene pensiones, son las viudas y los hijos y familiares de las víctimas de los crímenes que cometió la tiranía.
Esos son nuestros hombres, esas son las normas morales de nuestros hombres, esa es la calidad de nuestros combatientes revolucionarios.
Si estamos en peligro le damos armas hasta el gato
El domingo 10, el Comandante en Jefe comparece en el programa de televisión Telemundo Pregunta y sobre la cuestión de convertir el Ejercito Rebelde en un ejército político, aclara:
Eso tiene un concepto especial, no quiere decir que sea un ejército para hacer política. Quizás esté mal usado el término. Lo que se ha estado contemplando es la conveniencia de que los soldados cubanos, igual que otros soldados, como los mexicanos, por ejemplo, voten también. Nadie estará pensando que les vamos a dar el voto a los soldados rebeldes para ganar nosotros, porque si algo tiene la Revolución son simpatizantes, pero tenemos que plantear el problema de si deben o no deben votar los soldados revolucionarios. […]
Tenemos un ejército revolucionario con una tradición que trataremos que se mantenga intacta, porque es el legado que recibió del ejército de la Revolución. Tiene el prestigio que ganó en la lucha, y si lo mantenemos, será el mejor ejército del mundo. […]
En cuanto a las milicias obreras, el pueblo, el estudiante, etc. Las milicias se organizan en momentos en que la Revolución esté en peligro. Nosotros creemos que la Revolución no está en peligro. De más está decir que cuando esté en peligro, si alguna vez está en peligro, nosotros le damos armas hasta al gato. Sin vacilación, a todo el que esté en disposición de cargar un fusil, le daremos armas, bombas, cócteles molotov, y hasta machete le damos a la gente para que pelee. Pero la cuestión de las unidades organizadas más bien van a servir para meter miedo, y nosotros no queremos que nadie se asuste. Las Fuerzas Armadas Revolucionarias están ahí, y su posición es clara y definida junto a la Revolución, y constituyen núcleos bastantes para afrontar las funciones del ejército. No se ha considerado la organización de unidades militares armadas no aforadas. Y sencillamente, en mi opinión, es una cosa que si no está en peligro la Revolución, no tiene justificación que se organice.
Ahora sí dije una vez que entendía que todo ciudadano debía aprender a manejar las armas, y si se produce cualquier tipo de peligro contra la Revolución que tengamos que tomar medidas, tomarlas, pero no que parezcan medidas de emergencia que no existen, no vayamos a dar la sensación de que estamos bajo algún temor.
El criterio nuestro es armas si las circunstancias lo permiten, que se movilicen todas las fuerzas y contingentes cuando llegue un momento de peligro, pero no queremos estar aquí produciendo temores ni preocupaciones en el pueblo, lo que nosotros queremos es dar la sensación de que la Revolución está sólida, de que la Revolución no está amenazada de peligros, porque cada vez veo más lejos esos peligros de invasión. No quiero decir que dejemos de estar alertas, porque el enemigo está ahí, ahí están los Trujillo y los gángsteres esos; dispuestos a crear problemas.
Simulacros de defensa en costas cubanas
El periódico Revolución publica en sus páginas sobre una de las primeras maniobras militares realizadas por el Ejército Rebelde, de las que se tiene conocimiento:
El Regimiento de Infantería de las Fuerzas Tácticas de Combate de Occidente, inició en días pasados las maniobras militares que abarcan toda esa región de la isla hasta el cabo de San Antonio. Estas fuerzas, al mando del comandante Antonio Sánchez Díaz, la integran 892 hombres, divididos en dos batallones y la compañía de jefatura, apoyando las operaciones una batería de morteros que lleva al frente al capitán Monte de Oca.
En las maniobras que se realizan, el batallón número 1 avanza por la región de la costa norte y el número 2 por la del mar Caribe, mientras el mando central lo hace al centro coordinando las operaciones. Los últimos campamentos establecidos por el regimiento se fijaron en Ceiba del Agua, San Gabriel, en Guanajay y Güira de Melena, continuando con posterioridad hacia Pinar del Río y recorriendo a pie un promedio de 25 kilómetros diarios.
El regimiento, una vez adentrado en la cordillera de los Órganos en Pinar del Río, efectuará simulacros de acción de defensa en la costa de posibles desembarcos. De regreso a La Habana, los batallones invertirán posiciones en el sentido de que la unidad que recorrió la costa norte lo hará por la sur y viceversa, al objeto de que todas las tropas conozcan perfectamente la región. Se tiene entendido que en la zona de Pinar del Río las operaciones se realicen conjuntamente con fuerzas de la Marina de Guerra y de la Aviación Militar.
Hasta más allá del último cartucho
Por diferentes vías, los elementos reaccionarios están intentando que el pueblo cubano pierda la confianza en los principales dirigentes de la Revolución. Inventan patrañas o manipulan las informaciones para que desaparezca la fe en la honestidad y austeridad de quienes arriesgaron su vida por la verdadera libertad e independencia de Cuba.

Una contundente respuesta a esos ataques personales son los fragmentos de esta histórica carta del comandante Ernesto Che Guevara, dirigida al director de la revista Bohemia.
Esperando de su tradicional espíritu democrático, el respeto a las normas de libertad de prensa, le remito estas líneas de contestación al señor Jules Dubois que tiene el pomposo título de redactor de la página latinoamericana de la revista Bohemia.
Que no se engañen los esclavos ni los amos: la palabra de Fidel Castro fue terminante, “si nos agreden le damos armas hasta al gato”. Es obvio, señor Dubois, que para darle arma al gato hay que enseñársela a usar, y no crea que encontrará usted, o los otros esclavos que puedan venir a estas tierras, un hato de corderos atemorizados; encontrará un pueblo vibrante y unido dispuesto a la lucha armada hasta más allá del último cartucho, como lo dijera nuestro primer ministro en su última comparecencia ante la prensa.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Artículos y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s